viernes, 5 de abril de 2013

The woodsman and the rain.


Una de las mejores producciones japonesas del año pasado fue “The Woodsman and the rain”, el nuevo film de Shuichi Okita (Antartic Chef), que ha supuesto un paso adelante en la carrera del joven director. Co-protagonizada por dos estrellas como Koji Yakusho y Shun Oguri, el film aúna el costumbrismo rural de su historia, el divertido choque de estilos de vida entre los miembros de un rodaje, visitantes de la gran ciudad, y los habitantes de un pequeño pueblo, con una profundidad de los personajes que nos trae momentos más agridulces.
Muy divertida, conmovedora y cautivadora, esta es de esas películas absolutamente recomendables para todos los públicos.

Katsuhiko, un veterano leñador de un pequeño pueblo en la montaña, se encuentra en la carretera local con la furgoneta de unos forasteros de la gran ciudad. Estos son el equipo de una película de bajo presupuesto, y piden ayuda al leñador para que les oriente por los caminos de la zona.
Poco a poco el equipo, encabezado por un joven director introvertido, irá recurriendo más y más al leñador, que lentamente se involucrará en mayor grado en el rodaje.

Desde su paso por el FEFF de Udine del año pasado, teníamos marcada como una de las imprescindible para ver esta “Woodsman and the rain”, que ha resultado ser tan divertida y excelente como pensábamos.
La historia como decía muestra ese choque de culturas entre el tradicionalismo rural y el ajetreado ritmo de vida de la gente de ciudad, encontrando los momentos divertidos de las diferencias, pero a la vez buscando los puntos en común en la historia de amistad paterno-filial que se crea entre los dos protagonistas. El leñador viudo interpretado por Koji Yakusho tiene problemas con su hijo, que parece un tanto perdido en su vida; por su parte del joven director de la película poco a poco veremos que su situación familiar tampoco es la mejor.

Okita se mueve perfectamente en esos terrenos, dándole al film un tono muy ligero y distendido, pero a la vez profundizando el los personajes de una manera muy natural, sin necesidad de situaciones forzadas, a pesar de lo peregrino del punto de partida.

Y es que el film que va a rodar el equipo en las montañas es un film de serie B de zombis, con todo lo que representa para el personaje del leñador, que de indicar el camino pasa a colaborar como extra maquillado como un muerto viviente.
Desde luego el mundo del cine aparece de una manera mucho menos glamurosa de lo que puede uno imaginar, y es que el bajo presupuesto del film ajusta cualquier tipo de necesidad o recurso ante las adversidades, que no le faltarán al rodaje, y que se irán resolviendo con ingenio y cooperación local.

Clave en que la película funcione como lo hace es sin duda el tremendo acierto de casting, con un Koji Yakusho (Cure, Eureka) memorable como Katsuhiko, ese leñador cabezota y de capa caída, que encuentra en el rodaje y el director una motivación extra en la vida, y un semi-escondido detrás de su melena enmarañada Shun Oguri (Crows Zero), que demuestra una vez más su variedad de recursos en una actuación a la que no hay que quitar méritos por estar llena de contención y sutilidad.
En pequeños papeles secundarios nos encontramos con Kengo Kora (The Egoists) como el hijo del leñador, Masato Ibu (Mamoru no okite) como un compañero leñador, y Tsutomu Yamazaki (Despedidas) como un actor veterano.

Esta es una de esas pequeñas grandes historias que encuentran precisamente en su naturalidad su mayor virtud, en este caso además con momentos muy divertidos por ese cine dentro del cine y esos momentos de pez fuera del agua tanto de unos como de otros. 

Poco más se le puede pedir a un film, más que divierta, emocione, ofrezca personajes entrañables y encima los desarrolle y profundice a la perfección.
Una pequeña joya absolutamente recomendable. 

8,5 de 10

BlogESfera Directorio de Blogs Hispanos - http://elpozodesadako.blogspot.com/ Add to Technorati Favorites Blogs http://www.wikio.es EspaInfo: buscador de España